Obrainsa Astaldi no tiene intención de reiniciar obra

Sondorillo: el consorcio ejecutor del #PEIHAP no tiene intenciones de reiniciar las obras, debido a que el plazo que le puso el GRP ya venció el pasado miércoles. Cumplido un mes desde que paralizó los trabajos, tampoco ha enviado ninguna comunicación a la empresa supervisor, ni al Peihap.

Según el gerente del Peihap, Marco Vargas, están a la espera del informe del consorcio supervisor para comenzar a trabajar en las dos opciones que quedan: la intervención económica o la rescisión del contrato.

De acuerdo a los informes verbales del supervisor, hasta la mañana de ayer la empresa no había movido maquinaria y retirado la soldadura de la boca del túnel.
“En base al informe del supervisor, el informe legal y el que elabore la gerencia de obra del Peihap, se tomará la decisión”.

Los planteamientos de la empresa, según Marco Vargas, son inviables. Aceptarlos -dijo- sería ir en contra del contrato, de las bases que se usaron para la licitación y en contra de las condiciones de contratación y está contra la ley.

#Los_caminos

El primer camino es la intervención económica, la cual debe tomarse de acuerdo con la empresa. Para ello, y según la solicitud de los congresistas, se ha contratado dos consultores que serán quienes ayuden a buscar la mejor solución.
Si esto sucede se le da un plazo al contratista para que nombre a un representante para abrir la cuenta mancomunada. También se le da un plazo para que depositen dinero en la cuenta para continuar con la obra.

El segundo camino es resolver el contrato. Se hace una liquidación de lo que se ha avanzado para conocer el saldo de lo que falta por ejecutar. Luego se debe elaborar un nuevo expediente técnico para convocar a una nueva licitación internacional. Este proceso demoraría seis meses como mínimo.

Vargas señala que como se avecina un cambio de gobierno, la intención de la actual administración es dejar listo el expediente técnico para que el próximo año se convoque la licitación.

En cuanto al dinero para la obra, hay un saldo a favor del proyecto de aproximadamente 78 millones de soles y al resolver el contrato se tienen que ejecutar las cartas fianzas del adelanto directo que son 58 millones de soles.

Con este monto se puede asegurar el adelanto de obra para reiniciar las labores.

#Los_arbitrajes

El consorcio Obrainsa Astaldi ha pedido once arbitrajes por un monto de 27 millones de soles. Según Vargas, muchos son por paralizaciones de la obra que hizo la empresa y no ha justificado. “Todo lo que pide el contratista no se le da, porque tenemos que cuidar el dinero del Estado y por ello se va a un arbitraje”, sostiene.

El contratista también debe pagar una mora por la paralización. Esta asciende a 47 mil soles diarios, por lo cual ya lleva acumulados un millón 200 mil soles.

El Tiempo 7/09/2018

DEJA TUS COMENTARIOS